InkSect imagina una distopía donde se agotaron los combustibles fósiles, pero las corporaciones que controlan al mundo se encontraron encontraron una forma de retrasar lo inevitable quemando toda la materia impresa de la humanidad para generar energía. “Poco después”, anuncian los títulos iniciales, “nosotros, la raza humana, nos convertimos en cucarachas analfabetas”.